martes, 8 de marzo de 2016

30. ¿Quién puede ser salvo?

Dr. F. Belton Joyner Jr.*

Los Metodistas Unidos creen que todas las personas tienen acceso a la gracia salvadora de Jesucristo. Este punto de vista se conoce como expiación universal, a diferencia de la expiación limitada. La pasión de Juan 3:16 ("para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna") crea un fundamento para esta enseñanza.

La oferta de la salvación es para ser extendida a toda la humanidad (Hech 2:38). La luz de Cristo está destinada a todos (Jn 1: 9). El poder de Dios para la salvación es para todos los que tienen fe (Ro 1:16). Gran parte del vigor de la insistencia de John Wesley sobre la disponibilidad universal de salvación vino de su reacción contra las formas extremas de la predestinación, una enseñanza moldeada por Agustín (siglos IV y V) y Juan Calvino (siglo XVI). Aunque una interpretación moderada de la predestinación sostenía que Dios eligió (predestinó) para la salvación a cualquier persona que creyera, Wesley hizo un ataque apasionado contra la idea de la doble predestinación, que si Dios elige a algunos para la salvación, Dios debe elegir a otros para condenación. La doble predestinación va en contra del libre albedrío (ver pregunta 22) y en contra de la universalidad del amor de Cristo.

En 1785, Philip William Otterbein condujo a su congregación reformada en Baltimore (predecesor de los Hermanos Unidos) a declarar que ningún predicador que enseñe la predestinación o la doctrina de la seguridad eterna (ver pregunta 27) podía quedarse entre ellos. Los estudiosos de John Wesley han observado al menos cinco casos en los que se manifestó en contra la predestinación:


1. Si Dios ha predeterminado quién es salvo, toda predicación es en vano.

2. La predestinación elimina la necesidad de la revelación y de la práctica cristiana, porque nada puede cambiar el decreto eterno de Dios.

3. La predestinación destruye cualquier entusiasmo por las buenas obras.

4. La predestinación se basa en unos pocos pasajes bíblicos, y los pasajes están en contra de "la totalidad del ámbito y tenor de la Escritura."

5. La predestinación convierte a Dios en una deidad falsa e injusta que condena a muchos de los que sinceramente desean la salvación.


En su sermón "Despierta, tú que duermes", Wesley refirió a 1 Timoteo 1:15 ("Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores") y Filipenses 2:12 ("Ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor" ). En sus Notas Explicativas, él subraya la enseñanza de la gracia universal, la oferta de salvación a todo el mundo: "salvar a los pecadores: Todos los pecadores, sin excepción". Con la gracia preveniente (ver pregunta 25), Dios ya está trabajando para que apliquemos a esa salvación. Los Metodistas Unidos aún proclaman esa buena nueva y la invitación a todos.

Venid, pecadores, a la fiesta del Evangelio; permite a toda alma ser 
invitada de Jesús. Ustedes necesitan que ninguno se quede atrás, 
porque Diosha ofrecido a toda la humanidad.

Otra pregunta: ¿Cuál es la relación entre la "gracia universal" y el evangelismo?

*El Dr. F. Belton Joyner Jr. es ministro ordenado y miembro del Consejo Judicial de la Iglesia Metodista Unida. Es autor de "United Methodist Questions, United Methodist Answers: Exploring Christian Faith". Ver más acerca del libro AQUÍ

Traducido y publicado por el Instituto de Estudios Wesleyanos - Latinoamérica con permiso  del autor. Para reproducir, favor citar la fuente y al autor. Derechos reservados.



                                                              Descargar PDF

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada